El 12 de marzo ha entrado en vigor una nueva Ley de Secretos Empresariales (Ley 1/2019).

Esta norma adapta al derecho español la Directiva UE 2016/943, relativa a la protección de los conocimientos técnicos y la información empresarial no divulgados (secretos comerciales) contra su obtención, utilización y revelación ilicítas.

Esta norma era muy necesaria en una sociedad como la actual en la que se comercializa con la información. Además, debido al progreso de las nuevas tecnologías, se aumentan los riesgos para esa información. Por eso, esta norma pretende impedir o reducir la pérdida de valor de la información que poseen las empresas.

En este post analizaré todas las claves de la nueva Ley de Secretos Empresariales y cómo afecta a las empresas. No te lo pierdas.

¿Qué es un Secreto empresarial?

La norma define el secreto empresarial como todo tipo de conocimiento o información de cualquier sector de la empresa (comercial, financiero, organizativo, industrial o tecnológico) que sea secreto.

Para considerar esa información como secreta debe reunir una serie de requisitos:

  • Sea secreta: aunque sea una redundancia, esa información no debe ser accesible fácilmente ni conocida por todos.
  • Poseer un valor para la empresa.
  • La empresa haya aplicado medidas adecuadas para conservarla en secreto.

La propia ley regula cuáles deben ser las actuaciones llevadas a cabo para proteger esos secretos empresariales.

Dentro de esta definición no se incluye, por tanto, aquella información de la empresa que tenga poca importancia y tampoco las competencias o experiencia profesional que los trabajadores adquieran durante el desarrollo de sus funciones. Se excluye también aquella información a la que pueda accederse fácilmente o pueda ser conocida dentro de los mismos sectores empresariales.

Tipos

Principalmente, existen dos tipos de secretos empresariales:

  1. Secreto comercial: cualquier información que aluda a la naturaleza y vida de la empresa, con importante valor para ella y que la competencia pueda tener interés en conocer.
  2. Secreto industrial: información y conocimiento técnico sobre productos, ideas o procesos industriales que la empresa desea mantener en secreto por su valor competitivo.

¿En qué casos puede obtenerse esa información de forma legal?

La obtención de esa información secreta de la empresa no será objeto de sanción si:

  • Se ha conseguido mediante una creación o descubrimiento independiente.
  • Se ha logrado a partir del estudio, ensayo u observación del producto o servicio.
  • Se ha conseguido mediante el ejercicio de derechos de los trabajadores o sus representantes.
  • Se ha obtenido a través de prácticas comerciales leales.
  • Se accede a esa información con la finalidad de proteger el interés público.

La información secreta que haya sido obtenida en el ejercicio de la libertad de información o en la investigación de actividades ilegales tampoco será sancionable.

Sin embargo, la obtención de esa información sin el consentimiento de su titular se considera ilegal si:

  • Se produce un acceso, apropiación o copia no autorizada de materiales, objetos, documentos, ficheros u otros soportes a partir de los cuales se pueda deducir ese secreto.
  • Existen actuaciones consideradas contrarias a las prácticas comerciales legales.

¿Cómo puede la empresa proteger su información secreta?

La protección de los secretos empresariales está relacionada con la protección de datos y la seguridad de la información.

Las bases de datos de clientes pueden ser un secreto empresarial ya que, muchas veces, el mayor valor para las empresas son sus clientes. Por eso es importante que la empresa adopte medidas adecuadas para proteger la información de sus clientes.

Dentro de las acciones que la empresa puede llevar a cabo para proteger esa información confidencial, según el RGPD y los esquemas de seguridad de la información, están:

  • Clasificar la información
  • Restringir los accesos físicos y lógicos
  • Establecer políticas de traslado de la información y de gestión de soportes
  • Establecer políticas de utilización de sistemas informáticos
  • Medidas de ciberseguridad: debe considerar dónde almacena la información, cómo la protege, quién puede acceder a ella, si se encuentra cifrada, etc.
  • Firmar acuerdos de confidencialidad donde especifique qué información está protegida
  • Elaborar políticas de copias de seguridad
  • Indicar los procedimientos de envíos de información a través de redes de telecomunicaciones: restringir el envío de determinada información a través de correo electrónico
  • Realizar formaciones al personal
  • Efectuar auditorías y revisiones periódicas

Legitimados para defender el secreto empresarial

Están legitimados para acudir a los Tribunales en defensa de la obtención, uso o revelación de un secreto empresarial:

  • El titular de ese secreto empresarial
  • Aquellos que tengan una licencia de explotación
  • Los que estén autorizados para ejercer esas acciones

El titular de una licencia que no se encuentre incluido en esos supuestos anteriores también podrá reclamar judicialmente en caso de que justifique que se lo ha comunicado al titular de esa información secreta y este no ha reclamado en el plazo de un mes.

Las acciones judiciales prescriben en un plazo de tres años desde que la persona legitimada conoció la violación de ese secreto empresarial y pudo ejercer esas acciones.

Acciones de defensa

En la Ley de Secretos empresariales se recogen una serie de acciones que el demandante puede solicitar, como:

  • Declaración de violación de secreto empresarial
  • Finalización de las actuaciones constitutivas de la violación del secreto empresarial
  • Prohibición de fabricar, comercializar o usar las mercancías infractoras
  • Captura de las mercancías infractoras
  • Entrega al demandante de los materiales, objetos, documentos o ficheros informáticos que contengan el secreto empresarial
  • Asignar al demandante la propiedad de las mercancías infractoras
  • Indemnización por daños y perjuicios
  • Publicación de la sentencia, de manera completa o parcial, pero garantizando la confidencialidad del secreto empresarial

Criterios para computar los daños y perjuicios

A la hora de fijar una indemnización por daños y perjuicios deben tenerse en cuenta:

  • Perjuicios económicos originados al titular del secreto empresarial
  • Enriquecimiento injusto del infractor
  • Perjuicio moral causado al titular
  • Gastos de investigación ocasionados para obtener pruebas de la comisión de esa infracción
  • Precio que tendría la concesión de una licencia de uso por el titular del secreto empresarial al demandado

Medidas cautelares a adoptar por el órgano judicial

El titular del secreto empresarial puede solicitar al órgano judicial la adopción de una serie de medidas cautelares entre las que están:

  • Prohibición de revelar o usar el secreto empresarial
  • Prohibición de comercializar, elaborar o usar las mercancías infractoras
  • Retener y depositar esas mercancías
  • Embargar bienes de manera preventiva

El solicitante de esa medida cautelar deberá entregar una fianza suficiente para responder de los daños y perjuicios que esa medida pueda originar.

Información secreta en el proceso judicial

La Ley de Secretos empresariales prohíbe que los participantes en el proceso judicial descubran o usen esa información que forme parte del secreto empresarial y que se haya considerado como confidencial por los jueces. La prohibición se extiende también una vez finalizado el proceso judicial.

Para evitar que esa información confidencial sea revelada puede restringirse el acceso a la misma a determinadas personas y realizar una versión de la resolución donde no aparezca esa información.

Espero que te haya quedado claro lo que son los secretos empresariales y cómo puedes protegerlos o defender su obtención o uso ilegal. Si tienes cualquier duda, estaré encantada de ayudarte.

Claves de la nueva Ley de Secretos Empresariales de 2019
4.7 (93.33%) 6 voto[s]

Escribe aquí tu comentario

Deja un comentario

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.