Multa de la AEPD a un vecino de Lugo por grabar sin consentimiento

La AEPD ha impuesto una multa de 1.500 euros a un vecino de Lugo por grabar a una pareja de la Guardia Civil y subir el vídeo a Facebook sin su consentimiento.

Los agentes fueron grabados en un bar mientras hacían su descanso reglamentario. El vecino acompañó en vídeo subido a la red social con el comentario de «Así es como trabajan estos hijos de puta un sábado a la noche». Uno de esos agentes interpuso la denuncia ante la AEPD.

Infracción grave

El multado grabó ese vídeo sin informar de ello a los guardias civiles y sin su consentimiento. Lo cual se considera una infracción grave por la AEPD ya que vulnera el principio de consentimiento, recogido en el artículo 6.1 de la LOPD.

Las infracciones graves son sancionadas con multas que van desde los 40.001 a 300.000 euros. Pero la Agencia ha considerado oportuno aplicar una escala del nivel inferior al apreciar una disminución de la culpabilidad del imputado.

Se consideran atenuantes como:

  • ausencia de vinculación de la actividad del infractor con la realización de tratamientos de datos de carácter personal y
  • volumen de negocio o actividad del infractor, al tratarse de una persona física.

Sin embargo, como agravante se considera el impacto de la difusión del vídeo sobre la actividad profesional de los afectados.

Gravar sin consentimiento es delito

Como hemos indicado, para poder grabar a alguien y publicar esa grabación es necesario que informemos de ello a esa persona y solicitemos su consentimiento.

En caso de no hacerlo, además de infringir la normativa de protección de datos, puede constituir un delito contra la intimidad de las personas, regulado en el Código Penal.

En el artículo 18.1 de la Constitución española se garantiza el derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen.

Estos derechos se protegen, en el ámbito del derecho civil, con la Ley Orgánica 1/1982, de 5 de mayo, sobre Protección Civil del Derecho al Honor, a la Intimidad Personal y Familiar y a la Propia Imagen.

El artículo 197.7 del Código Penal señala:

Será castigado con una pena de prisión de 3 meses a 1 año o multa de 6 a 12 meses el que, sin autorización de la persona afectada, difunda, revele o ceda a terceros imágenes o grabaciones audiovisuales de aquélla que hubiera obtenido con su anuencia en un domicilio o en cualquier otro lugar fuera del alcance de la mirada de terceros, cuando la divulgación menoscabe gravemente la intimidad personal de esa persona.

Escribe aquí tu comentario

Deja un comentario

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.