Internet y las redes sociales son geniales, pero no estar cara a cara presenta problemas. No puedes ver las señales emocionales que te dicen si alguien está bromeando, enfadado o confundido por otra cosa. Y, si estamos hablando de algo como política o religión, es especialmente probable que algunos de los involucrados en la discusión tengan convicciones extremadamente fuertes sobre sus creencias. Entonces alguien hace una declaración y alguien más responde. La primera persona lo percibió como un ataque personal, por lo que responde de la misma manera. Pronto, el hilo consiste en dos o más personas más gritándose entre sí, mientras el resto de los participantes del hilo pierden interés y dejan de publicar. Esto es lo que se conoce como Flaming. Analizamos aquí qué es el flaming, sus tipos, causas y consecuencias, ejemplos y cómo actuar en estos casos.

¿Qué significa flamear en internet?

Flaming se define como el acto de publicar o enviar mensajes ofensivos a través de Internet. Estos mensajes se denominan «llamas» y pueden publicarse en foros de discusión en línea o grupos de noticias. También pueden enviarse por correo electrónico o programas de mensajería instantánea. El lugar más común donde se produce el flaming son los foros de discusión online.

Lo normal es que el Flaming produzca un intercambio de insultos entre miembros dentro de un determinado foro. Esto provoca que se desvíe la discusión de un tema legítimo. Por ejemplo, el tema de un foro de discusión puede ser «Elegir un Mac o un PC Windows«. Algunos usuarios de Mac pueden publicar un mensaje regodeándose sobre los beneficios de un Mac, lo que a su vez genera una respuesta de un usuario de PC explicando por qué los Mac apestan y por qué Windows es obviamente la mejor plataforma. El usuario de Mac puede publicar una respuesta diciendo que los usuarios de Mac son, de hecho, una especie más inteligente que no son tan ingenuos como los usuarios de PC. Esto enciende un ataque más personal por parte del usuario de PC, que incita a una guerra de fuego total.

Estas guerras de llamas no se limitan a solo dos personas a la vez, sino que pueden involucrar a varios usuarios. Esto causa una oleada de negatividad dentro de los grupos de discusión en línea y da como resultado poca o ninguna productividad. Lamentablemente, Flaming es una de las infracciones más comunes dentro de Internet. En lugar de ser considerados con los puntos de vista de los demás, los «flamers» imponen sus propias agendas a otros usuarios.

Si bien algunas llamas son intencionales, otras no. Esto se debe a que los usuarios pueden malinterpretar la intención del mensaje o publicación del foro de otro usuario. Por ejemplo, alguien puede hacer un comentario sarcástico que otro usuario no entiende como sarcástico, que puede ofenderse con el mensaje. Usar emoticonos y explicar claramente la intención de uno puede ayudar a evitar malentendidos en línea. Debido a los efectos adversos del flaming, es mejor pecar de humilde y ser cortés al publicar o enviar mensajes en línea.

Perfil del flammer

Los flammers son personas que buscan generar conflictos. Pueden ser menores que buscan su identidad personal y ese reconocimiento que quizás no tienen en la escuela o en casa. Y buscan esa autorrealización y esa actitud defensiva frente al mundo en la agresión verbal a través de la red. Busca un pequeño punto débil de, quizás un niño de su misma edad, para atacarle hasta el límite de la desesperación.

Cuando quien ataca es un adolescente, podemos estar hablando de un concepto similar al bullying o acoso escolar pero escondiéndose tras la red, lo que se considera ciberbullying. La diferencia entre el ciberbullying y el flaming se encuentra normalmente en el tipo de amenaza: en el acoso online se busca un cabeza de turco conocido para denigrarle públicamente y en el flaming el ataque es lanzado o provocado, con la finalidad de que alguien “pique” y entre en su juego.

Tipos de flaming

Podemos distinguir varios tipos de flaming:

Corporativo

El flaming corporativo consiste en enviar una gran cantidad de comentarios críticos, generalmente agresivos o insultantes, a los empleados, productos o marcas de una empresa.

Las causas comunes incluyen:

  • comportamiento inadecuado de los empleados de la empresa,
  • experiencias negativas de los clientes,
  • atención inadecuada de los clientes y las personas influyentes,
  • violación de los principios éticos, junto con aparentes injusticias y reacciones inapropiadas.

Este flaming puede ocasionar daños a la reputación, disminución de la confianza del consumidor, caídas en los precios de las acciones y activos de la empresa, mayores pasivos, aumento de demandas y una disminución de clientes, personas influyentes y patrocinadores. Según una evaluación del daño, las empresas pueden tardar años en recuperarse de una guerra de llamas que puede restar valor a su propósito principal.

Según el contenido, podría compartirse en múltiples plataformas y aumentar el reconocimiento de la empresa, los fanáticos / seguidores de las redes sociales, la presencia de la marca, las compras y la lealtad a la marca. Por lo tanto, el tipo de marketing que resulta de una guerra de fuego puede generar mayores ganancias y reconocimiento de marca en una escala más amplia. Sin embargo, se alienta que cuando una empresa utiliza las redes sociales debe ser consciente de que su contenido podría usarse en una guerra de llamas y debe tratarse como una emergencia.

Pie fights

Una pelea de tartas (Pie Fight) es un tipo de flaming caracterizado por argumentaciones encendidas y enormemente emocionales sobre un tema marginal que no tiene nada que ver con el tema habitual del foro en cuestión, pero que se hace de forma tan vehemente que oscurece cualquier otro tema de discusión. Las peleas de tartas pueden comenzarse por trolls que utilizan cebos para enfurecer a los otros usuarios y hacerles publicar mensajes inapropiados u ofensivos. La principal consecuencia de esto es la interrupción del foro.

Flame wars

Una guerra de fuego tiene lugar cuando varios usuarios se involucran en respuestas provocativas a una publicación original, que muchas veces es un cebo. Las flame wars a menudo atraen a muchos usuarios, incluidos aquellos que intentan desactivar la guerra de llamas, y pueden convertirse rápidamente en una guerra de llamas masiva que eclipsa la discusión regular del foro.

Solucionar una guerra de llamas puede ser difícil, ya que muchas veces no es fácil averiguar quién es realmente responsable de la degradación de una discusión razonable en guerra de llamas.

Las guerras de llamas pueden dar lugar a discusiones fuertes que pueden incluir amenazas de muerte, aunque algunos sociólogos consideran que estas guerras pueden llegar a unir a las personas. Lo que se dice en una guerra de fuego no debe tomarse demasiado en serio, ya que las palabras duras son parte del fuego.

Un enfoque para resolver una guerra de llamas o responder a las llamas es comunicarse abiertamente con los usuarios infractores. Reconocer errores, ofrecer ayuda para resolver el desacuerdo, presentar argumentos claros y razonados e incluso el autodesprecio se han señalado como estrategias valiosas para poner fin a tales disputas.

Sin embargo, otros prefieren simplemente ignorar el flaming, señalando que, en muchos casos, si el flamebait no recibe atención, se olvidará rápidamente a medida que continúen las discusiones en el foro.

«Mordiendo el anzuelo» o «alimentando al troll» se refiere a alguien que responde al mensaje original sin importar si es consciente de que el mensaje original tenía la intención de provocar una respuesta. A menudo, cuando alguien muerde el anzuelo, otros se lo señalarán con el acrónimo «YHBT», que es la abreviatura de «Has sido trolleado», o responderán con «no alimentes a los trolls». Los usuarios del foro normalmente no reconocerán al troll; que simplemente «alimenta al troll».

¿Dónde se puede producir? Redes sociales, foros, juegos en línea, etc

El flaming se origina en la red, en cualquier medio de comunicación online, como redes sociales, foros o juegos en línea.

Internet es un vasto mar de información, y cada canal tiene visitantes más turbios que el anterior. Algunas personas se conectan en línea para obtener información, otras por diversión, mientras que otras vienen para divertirse al ver surgir una disputa verbal en la pantalla de su computadora. Dado que Internet proporciona una sensación de anonimato, algunos usuarios aprovechan este hecho para crear interrupciones.

Los foros en línea están llenos de haters y trolls, acechando en cada sala de chat, esperando a que un nuevo usuario caiga en el anzuelo, lo incite y haga que la materia se convierta en una guerra de llamas en toda regla.

Diferencia entre flaming y grooming

El grooming describe la fase de «preparación» de la agresión y explotación sexual infantil, llevada a cabo por el perpetrador para ganarse la confianza del niño o joven y para establecer el secreto y el silencio.

No siempre es sólo el niño o el joven el afectado. Los padres y cuidadores u otros adultos importantes (incluidas las organizaciones) también pueden ser engañados por alguien que tenga la intención de dañar a un niño.

El grooming puede hacer que un niño;

  • sienta que tiene una relación importante y especial con la persona que le está perjudicando;
  • experimente confusión sobre la naturaleza de su relación;
  • internalice el abuso como su culpa, sintiéndose responsable de cualquier daño experimentado y temiendo que se le culpe, castigue o no se le crea;
  • sienta miedo a ser separado de su familia o de su hogar si hablan; y / o
  • cree que la divulgación causará daño a alguien o algo que ama y cuida, como miembros de la familia o mascotas.

Sin embargo, el flaming pretende ofender a otra persona a través de Internet pero sin conocerla. La finalidad en este caso no es mantener una relación sexual con esa víctima. Es un acalorado intercambio de palabras entre usuarios en foros en línea que están fuera de tema o son controvertidos. Las guerras de llamas las inician los trolls, que acechan en Internet para iniciar un desacuerdo o una guerra, con publicaciones incendiarias.

Causas y consecuencias del flamming

El Flaming varía en severidad y, como tal, también lo hace la reacción de los estados al imponer cualquier tipo de sanción. Las leyes varían de un país a otro, pero en la mayoría de los casos, el flaming puede considerarse acoso cibernético, que puede resultar en una acción del Proveedor de Servicios de Internet para evitar que el acceso al sitio sea incendiado.

Sin embargo, a medida que las redes sociales se conectan cada vez más con las personas y su vida real, las palabras más duras pueden considerarse difamación de la persona.

Ejemplos de flaming

Cualquier sujeto de naturaleza polarizante puede causar llamas. Dentro de Internet, la tecnología es un tema común. Los debates perennes entre usuarios de sistemas operativos competidores, como Windows, Mac OS, o el sistema operativo Linux y el sistema operativo iOS o Android, usuarios de procesadores Intel y AMD, y usuarios de Nintendo, XBox, PlayStation, a menudo se convierten en «guerras de fuego» aparentemente interminables, también llamadas guerras de software. A medida que se lanza cada tecnología sucesiva, desarrolla su propia base de fans abierta, lo que permite que los argumentos comiencen de nuevo.

La cultura popular continúa generando una gran cantidad de guerras en llamas a través de Internet, como los constantes debates entre los fanáticos de Star Trek y Star Wars. La discusión a cerca de celebridades y famosos de la televisión origina frecuentemente numerosos debates.

En 2005, la autora Anne Rice se involucró en una especie de guerra de llamas en los foros de revisión del minorista en línea Amazon.com después de que varios críticos publicaran comentarios mordaces sobre su última novela. Rice respondió a los comentarios con su propia respuesta extensa, que rápidamente recibió más comentarios de los usuarios.

En 2007, la experta en tecnología Kathy Sierra fue víctima de flaming cuando alguien difundió una imagen suya como un cuerpo mutilado en foros en línea. Esa foto manipulada se difundió de forma viral, y también se publicaron su número de seguro social y la dirección de su casa. En consecuencia, Sierra renunció a su carrera tecnológica en respuesta al consiguiente acoso y amenazas que recibió como resultado del flaming.

En noviembre de 2007, el popular sitio de discusión audiovisual AVS Forum cerró temporalmente sus foros de discusión de HD DVD y Blu-ray debido a amenazas físicas que involucraron a la policía y dieron lugar a acciones legales entre defensores de los formatos rivales.

Las elecciones presidenciales de 2016 vieron una guerra de llamas entre el candidato republicano Donald Trump y la candidata demócrata Hillary Clinton. Se publicaron las ofensas entre ambos candidatos siendo un ejemplo de guerra de fuego.

En los últimos meses existe también flaming en los foros de debate sobre vacunas con importantes discusiones entre partidarios y detractores de las vacunas.

¿Cómo actuar frente a estos ataques?

Aquí tienes algunos consejos a seguir en caso de ser víctima de flaming:

  • Responde cortésmente a todos los comentarios. En la mayoría de los casos, esto es todo lo que se necesita, pero si se trata de un lanzallamas, las cosas comenzarán a empeorar. Es probable que el aspirante a lanzallamas se ocupe del tema y se niegue a dejarte ir. Si quiere discutir sobre los puntos más finos, o quiere ampliar el alcance de un desacuerdo, procede con cuidado.
  • Asegúrate de estar en lo correcto en tu percepción de la situación. No temas buscar orientación de miembros de confianza de tu comunidad de Internet antes de responder. Debes estar seguro de que tienes razón antes de defenderte.
  • Responde con calma. Es posible que desees lanzar algunos insultos a la otra persona, pero esto es lo que quiere al incitar una discusión. En la mayoría de los foros, participar en guerras de fuego prolongadas puede resultar en que ambos sean expulsados ​​por romper las reglas. Cíñete a los hechos.
  • Usa la lógica para llegar a tu posición. Defiende lo que estás diciendo y no uses ninguna falacia si es posible. Los flammers quieren que pierdas el control.
  • Expón tu caso de manera completa y sucinta. Asegúrate de incluir los datos más pertinentes. Expresa tu respuesta de forma clara y desapasionada. Alternativamente, podrías ser el objetivo de un troll que quiere que reacciones. No lo hagas. Evita el sarcasmo y no seas grosero. Tu objetivo es enfriar la situación, no incitar más resentimientos.
  • Ten cuidado con las respuestas que puedas recibir. No sientas la necesidad de explicar tus motivos, los antecedentes completos del puesto y tu derecho a ser parte de la comunidad, y toda tu historia de vida. Un lanzallamas te exigirá todo eso y más. No te dejes engañar. Si él te escribe para buscar más información, simplemente remítelo a tu nota original y dile que es todo lo que tienes que decir al respecto. Lo que quiere un lanzallamas no es la resolución del problema, sino una pelea. No entretengas este tipo de conversación. No juegues ese juego.

Escribe aquí tu comentario

Deja un comentario

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.