La red social Twitter ha reconocido que por error se han filtrado datos de sus usuarios a empresas de publicidad. Este error se ha producido por fallos en el manejo de la configuración de las opciones de privacidad de los usuarios.

Twitter tiene al día más de 135 millones de usuarios activos. Pero no todos ellos han sido víctimas de esta filtración. El incidente ha afectado a aquellos usuarios que en los últimos 15 meses hayan visto o pinchado en alguna publicidad dentro de la red social. Dentro de los datos filtrados está la información sobre el anuncio concreto, el código de usuario y si este usuario solo vio el anuncio o también interactuó con él.

Obtención de datos para fines publicitarios

Además de esa filtración de datos, también se asegura por parte de la compañía que se han realizado injerencias en los móviles de los usuarios para obtener datos y utilizarlos con fines publicitarios. Así, se recopiló información de los navegadores que usó en sus algoritmos para ofrecer anuncios a cada usuario según sus intereses y gustos.

En este caso los datos se quedaron almacenados en la propia compañía pero el riesgo para la privacidad surge al no solicitar consentimiento a sus usuarios para recopilar esos datos.

Desde la empresa se indica que esas filtraciones de datos ya están controladas y que se han modificado las configuración de privacidad para evitar ese almacenamiento de datos y su cesión a terceros. Parece que ese fallo ya ha sido solucionado pero lo grave es que la compañía lo mantuvo durante más de un año.

Infracción del RGPD

Este escándalo aparece poco después de cumplirse un año desde la entrada en vigor del RGPD. En ese momento Twitter modificó su política de privacidad con el objetivo de cumplir los requisitos exigidos por esta norma y para ofrecer una plataforma con mayor transparencia.

Pero estos fallos de seguridad cometidos por la red social podrían tener consecuencias ante la autoridad europea de Protección de datos. Incluso puede imponérsele algún tipo de sanción por estos incumplimientos.

Cómo configurar la privacidad en Twitter

Lo habitual es que las redes sociales como Twitter hagan público el contenido que suben sus usuarios de forma que cualquier persona puede acceder a él.

Y Twitter es una de las redes sociales más utilizadas en todo el mundo aunque sus ingresos no crecen tanto como los de su principal competidor Facebook. Desde la compañía indican que están creando nuevas características y funciones con el fin de aumentar sus usuarios.

Pero lo primero que han hecho es actualizar todo lo relacionado con la privacidad y seguridad de los mensajes así como la finalidad para la que se van a usar.

Hace más de un año, al conectarnos a la red social nos avisaba de que estaba realizando modificaciones en su política de privacidad para ofrecer a los usuarios un mayor control sobre sus datos personales.

Nuevas opciones de privacidad

Al pulsar en el botón de Revisar Configuración, en la configuración de nuestra cuenta de Twitter aparecen nuevas opciones de uso de nuestros datos y privacidad. Estas opciones son:

  • Personalizar anuncios: con ella podremos ver anuncios personalizados según nuestros intereses y gustos, tanto fuera como dentro de Twitter.
  • Personaliza en todos tus dispositivos: se personalizan todos los dispositivos donde hemos iniciado sesión según los sitios que hayamos visitados, nuestras preferencias y nuestros gustos.
  • Personalizar según tus aplicaciones: se almacena la lista de aplicaciones que tenemos instaladas en nuestro móvil y nos muestra anuncios relacionados con ellas.
  • Personalizar según los lugares donde hemos estado: podremos configurar los anuncios de Twitter según los sitios que hayamos visitado.
  • Registrar donde aparece contenido de Twitter en Internet: se almacena la lista de webs que hayamos visitado donde se incluyen tweets.
  • Compartir datos a socios elegidos: en este caso se comparten los datos personales con terceras empresas interesadas.

Para configurar adecuadamente nuestra privacidad en Twitter es aconsejable desactivar todas esas opciones. De esa forma evitaremos que Twitter use nuestro datos para fines poco transparentes.

Además, debemos volver a comprobar las opciones de privacidad que ya existían puesto que, al configurar esas nuevas opciones, las anteriores han podido modificarse de manera inadecuada.

La opción que a muchos usuarios se les habilita por defecto es la que permite incluir en todos los tweets nuestra ubicación. De esta forma, cualquiera puede conocer dónde nos encontramos y desde dónde estamos escribiendo el tweet.

Para deshabilitar esta opción debemos ir a Privacidad y Seguridad de Twitter. Ahí verificaremos que la opción «Añadir una ubicación a mis Tweets» está desactivada. Si se hubiera activado, tendremos que desmarcar la casilla correspondiente y pulsar la opción «Eliminar información de ubicación». De esa forma impediremos que los tweets enviados con la ubicación sigan apareciendo.

Principales cambios

Uno de los principales cambios realizados con la nueva política de privacidad es el fin del Do Not Track. También el derecho de la red social de almacenar los datos de navegación de los usuarios fuera de Twitter durante un mínimo de 30 días.

Desde la red social no se tendrán en cuenta las solicitudes de Do Not Track. Con esta opción se evita que los datos de navegación de los usuarios sean rastreados por terceros para enviarles anuncios personalizados. La opción se encuentra disponible en la mayoría de las webs y navegadores pero Twitter parece que no lo va a respetar.

El derecho a almacenar los datos de navegación durante 30 días también es un importante cambio. Al principio, esos datos de navegación se guardaban durante 10 días como máximo.

Esto supone que, en caso de usar Twitter y visitar una web donde aparezca un botón de compartir en Twitter, la red social va a saber que has visitado esa web y almacenará en su base de datos el nombre de esa web unido a tu perfil de usuario durante un mes como mínimo.

Estas opciones han recibido muchas críticas por parte de los usuarios que también se han quejado de que los nuevos ajustes de privacidad seguían estando activados aunque los hubieran desactivado en varias ocasiones.

Escribe aquí tu comentario

Deja un comentario

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.