La prohibición por parte de Donald Trump que las empresas estadounidenses comercien con Huawei afectará a muchos usuarios. Huawei es el segundo vendedor de teléfonos a nivel mundial. Sólo es superada por Samsung.

Tanto los teléfonos Huawei como los Samsung funcionan con el sistema operativo de Google, Android. Esto quiere decir que, desde el momento en que el teléfono se pone en funcionamiento, muchas de las tareas que hace están marcadas por el software de la empresa estadounidense.

El correo Gmail, el servicio de vídeos YouTube, la tienda de aplicaciones Google Play o los mapas Google Maps son propiedad de Google y, por tanto, podrían desaparecer o dejar de funcionar en todos los terminales de Huawei.

¿Qué le pasará a mi teléfono móvil o tablet Huawei?

Si tienes un teléfono Huawei, de momento no experimentará ningún cambio. Google ha indicado que harán todo lo posible para que los servicios que ahora ofrece a la compañía china no dejen de funcionar.

Esto significa que la tienda de aplicaciones, Google Maps, YouTube o Gmail continuarán como ahora. También continuarán funcionando con normalidad las actualizaciones de seguridad que Google envía a los terminales con su sistema operativo.

Los teléfonos Huawei que hay en el mercado no podrán recibir las actualizaciones del software de empresas americanas.

Las actualizaciones que haga Google de sus entornos tales como YouTube, Gmail o Google Play no llegarán automáticamente a los usuarios que tengan Huawei. Tampoco llegarán las actualizaciones de Microsoft.

Con todo, es posible que Huawei pueda trabajar en alguna solución para no dejar a sus usuarios sin estos servicios.

¿Y qué pasará con los teléfonos nuevos de Huawei?

Si la prohibición del gobierno de Trump de trabajar con Huawei por parte de las empresas de Estados Unidos continúa, los nuevos teléfonos de Huawei se podrán hacer con el software Android, pero sólo con la parte que sea de código abierto.

Android nació como un software gratuito para todas las empresas que quisieran utilizar y por esta razón es de dominio público. El gobierno estadounidense no puede vetar esta parte.

Pero los retoques que Google pueda hacer en su software y que no estén incluidos en esta parte libre no podrán ser cedidos a Huawei.

¿Huawei tiene un plan B?

Sí, Huawei tiene un sistema operativo propio que, si la prohibición se mantiene, podría implantar en sus teléfonos nuevos.

Según «Huawei Central», una publicación online que trabaja con fuentes de la empresa china, el sistema operativo de momento se llama » Hongmeng «. La empresa china ya veía venir esta prohibición y dicen que hace siete años que trabaja en ello.

Con todo, este sistema operativo debería buscar la manera de no perder acceso a los servicios de Gmail, YouTube o en el mercado de aplicaciones de Google. Todos estos servicios son argumentos de peso a la hora de elegir un teléfono móvil y Huawei podría perder su posición si no encuentra una solución convincente a este problema.

¿Esto puede afectar otras marcas chinas?

No es la primera vez que el gobierno de los EEUU prohíbe a empresas estadounidenses tener relaciones comerciales con una marca china de móviles.

Durante 2018, ZTE, otra empresa fabricante de terminales móviles china, tuvo prohibida la compra de material americano para sus móviles porque, según el gobierno, había tenido relaciones comerciales con Irán. En julio de 2018, tres meses después de la prohibición, el gobierno estadounidense levantó la prohibición.

Ahora bien, no se descarta que ZTE, OnePlus o Xiaomi, empresas chinas que también hacen móviles, puedan verse afectadas igualmente por esta guerra comercial.

¿Por qué Huawei?

Huawei es la empresa que apuesta más fuerte para implantar las redes de 5G todo el mundo.

El 5G son las nuevas redes de telefonía que permitirán la conexión de máquinas a Internet de manera automática. Es una red imprescindible para el funcionamiento de los coches autónomos o los electrodomésticos domóticos. Máquinas que se conectarán a la red para saber qué deben hacer incluso antes que nosotros se lo digamos.

Los Estados Unidos ven con preocupación como esta red se extiende por todas partes con la tecnología de Huawei y no con tecnología propia. Por eso Trump podría haber decidido tomar estas medidas tan drásticas.

Escribe aquí tu comentario

Deja un comentario

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.